jueves, 28 de julio de 2011

Integrar Wine en KDE


Para los que ya hemos usado Wine en alguna ocasión para correr alguna aplicación de Windows en nuestro sistema Linux no es ningún misterio que el aspecto de estas aplicaciones es horrible, pues toma el aspecto clásico por defecto, que es similar al de los antediluvianos Windows 95/98, un aspecto que salvo para los que gustan de los estilos "retro" (muy "retro" me atrevería a decir) es una aberración visual.

Hasta ahora nos teníamos que conformar con lo que había, hasta que apareció el tema Oxywine en kde-look.org, el cual le da un aspecto parecido a Oxygen que hace que se integre muchísimo mejor en el entorno KDE (incluso para GNOME es preferible antes que su aspecto nativo).

Para aplicar el tema debemos descargarlo de kde-look.org. Se nos descargará un fichero .msstyles.
A continuación abrimos una terminal y ejecutamos:
$ winecfg
Se nos abrirá la siguiente ventana.

 
Nos iremos a la pestaña Desktop Integration (o Integración de escritorio), y ahí pulsaremos en "Install theme...", buscaremos la ruta en donde nos hemos descargado el fichero .msstyles del tema Oxywine y lo seleccionaremos.
 
Ahora pulsamos en el desplegable del campo "Theme" y elegimos "Oxywine". Aplicamos, reiniciamos Wine, y ya lo tenemos con un aspecto mucho más vistoso.

1 comentario:

  1. También puedes usar Q4Wine y tenerlo integrado "de verdad".

    ResponderEliminar